sábado, 21 de abril de 2007

Matthieu Ricard, diez consejos para ser féliz

Esta mañana me sorprendió la portada del Magazine de el diario El Mundo: muestra la fotografía de un hombre sonriente, calvo y con los ojos cerrados, con un texto que lo proclama "el hombre más feliz del mundo", al mismo tiempo que explica que vive apartado, regaló su dinero, y lleva 30 años de abstención sexual. Es Matthieu Ricard, un monje budista asesor del Dalai Lama e hijo del filósofo francés Jean François Revel.

Dentro de la revista, puedo leer unos consejos suyos:
  1. Vejez. Cuando la agudeza mental y la atención disminuyen, es tiempo de experimentar y manifestar cariño, afecto, amor, comprensión.
  2. Muerte. Forma parte de la vida, rebelarse es ir contra la propia naturaleza de la existencia. Sólo hay un camino: aceptarla.
  3. Soledad: Existe una manera de no sentirse abandonado: percibiir a todos los hombres como parte de nuestra familia.
  4. Alegría. Está dentro de cada uno de nosotros. Sólo hay que mirar en nuestro interior, encontrarla y transmitirla.
  5. Identidad. No es la imagen que tenemos dde nosotros mismos, ni la que proyectamos. Es nuestra naturaleza más profunda, ésa que nos hace ser buenos y cariñosos con quienes nos rodean.
  6. Conflictos de pareja. Minimizarlos. Es muy dificil pelearse con alguien que no busca la confrontación.
  7. Familia. Requiere el esfuerzo constante de cada uno de sus miembros, ser generoso y reducir nuestro nivel de exigencia.
  8. Deterioro Físico. Hay que aprender a valorarlo positivamente. Verlo como el principio de una nueva vida y no el principio del fin.
  9. Relaciones sexuales. Es más fácil estar de buen humor que discutir y enfadarse. Lo ideal es seguir siendo como somos y utilizar siempre que podamos la franqueza.
  10. Felicidad. Si buscamos en el sitio equivocado estaremos convencidos de que no existe cuando lleguemos allí

16 comentarios:

Diego dijo...

Muy buen artículo. Tu blog está muy bueno, felicitaciones. Haz entradas más seguido!

Saludos!

Estevo Raposo dijo...

Gracias Diego. Intentaré prodigarme más.

Otháner dijo...

Ya sabes Estevo, que estoy totalmente de acuerdo con Diego...

Y sobre los diez consejos.. pues.. como que no me convencen todos.

matlop dijo...

las creencias no pueden
producir la felicidad:
la felicidad ES!


un abrazo
una fiesta!!


saludos
M

Anónimo dijo...

"Relaciones sexuales. Es más fácil estar de buen humor que discutir y enfadarse. Lo ideal es seguir siendo como somos y utilizar siempre que podamos la franqueza."

qué tiene que ver...??

Estevo Raposo dijo...

Desde mi punto de vista, y en respuesta a anónimo, diré que cuando Mathieu Ricard se refiere a "relaciones sexuales" no habla del coito, si no de, en un sentido amplio, de las relaciones de pareja.

maya dijo...

No se estrujen el cerebro con lo de "relaciones sexuales". Si buscan en otra página, verán que son "relaciones sociales". Está más claro así ¿no?
Y esa explicación que aparece de que "no habla de coito sino de..." está totalmente de más.
Hay que ser más curiosos, tener más sentido crítico y no dejarnos encandilar. No sé si seremos más felices, pero a lo mejor estaremos más contentos con nosotros mismos.

fabio fernando fusco dijo...

Creo que quiere decir " relaciones de género".Gracias por el Blog.

Anónimo dijo...

Es facil "ser feliz" si vives en una burbuja, si no tienes responsabilidades y las que puedas tener, todos los que te rodean estan dispuestos a lo mismo, así es facil, pero que viva en un país pobre, donde tenga que trabajar, formar seres humanos (hijos), sobresalir en el mundo laboral exigente, y además ser un buen esposo, habría que verlo, así encerrado del "dificil" mundo es facíl, cualquiera puede.

Anónimo dijo...

Matthieu Riccard es un hombre estremamente responsable y solidario, para que el Anónimo se informe de como ayuda a toda la gente pobre del Tibet:
www.matthieuricard.org

Bruno Pugi dijo...

Estimados lectores, en especial "Anónimo": no es casualidad que un hombre de alma muy antigua, que ha vivido incontables vidas, viva de una manera tan privilegiada como lo hace Matthieu Ricard. La vida es un proceso, y si hay quien vive en países pobres, con dificultades para mantener a su familia, con limitaciones cualesquiera que sean para cada caso, es porque cada quien debe vivir su proceso para poder elevar su nivel de conciencia, para poder alejarse cada vez más de la ignorancia en la cual la mayoría de los humanos está sumida.

Anónimo dijo...

pienso y lo digo con respeto, que todos los seres que tratan de darnos un mensaje de paz y amor es por que ellos la viven en plenitud...pero nosotros seguimos echos mi....a, si sos feliz no buscas nada mas vivis tu felicidad y punto
estoy pasando desde hace dos años por una depresión que no puedo superar y he leido cosas hermosas y buenísimas, pero si estas mal es dificil que con formulas mágicas puedas salir, ahy que buscar ayuda con profesionales que te sigan paso a paso y te guien ...lo siento es lo que pienso
heber, no soy anonimo

Alicia dijo...

Me encanta Ricard porque tuvo la opción de tenerlo todo y lo abandonó. Es fantástico. Quién se anima a hacer algo así?
Me encanta su expresión, realmente se le nota que es muy feliz.
Para la persona que escribía que dice que está deprimida. Sé que cuando se está así no sirven los consejos pero igual me aventuro a decir que hay que mirar hacia adentro, es lo mejor. Y que luego de las crísis renacemos mucho mejores.

Anónimo dijo...

Saludos Queridos Lectores...
Ricard se Refiere a Relaciones Sociales....No a Relaciones Sexuales...Que es una de las cosas mas placenteras para vivir...

Anónimo dijo...

cada uno de nosotros experimenta lo que necesita. No necesitamos vivir la realidad del otro para estar mejor porque es desde nuestra propia realidad que encontraremos respuestas. Todas las realidades tienen complejidades, aunque se viva solo o con amigos en la montaña, igual hay conflictos internos siempre, lo que pasa es que en algunos contextos nos podemos conectar más fácil con el silencio, con el todo, pero nuestras carencias afectivas, miedos, o traumas nos perseguirán aquí y en la quebrada del ají si no le hacemos frente. Si partimos por aceptar nuestra realidad, conocer y aceptar nuestra historia, perdonarnos, perdonar, etc... es decir un trabajo más mental y eso lo complementamos con un trabajo más energético, enfocado en el cuerpo (yoga, danza, etc), creo que por allí llega la sanación, la autorrealización, la libertad y estaremos más en paz con nosotros con el mundo y eso nos dará un nivel de felicidad o bienestar mayor.

Anónimo dijo...

mi si. que miro para dentro pero veo demasiada negatividad y eso me impide ser feliz